Técnicas para luchar contra la ansiedad

La ansiedad es un problema muy frecuente en la actualidad, y en el caso de que nos afecte personalmente, es importante conocer algunos puntos clave que nos ayudarán a controlarla de la mejor forma posible.

Técnicas para luchar contra la ansiedad

Todo el mundo tiene ansiedad

En primer lugar es esencial partir de la base de que la ansiedad es necesaria en nuestra vida. Gracias a ella podemos defendernos en determinados momentos, al igual que nos ayuda a tomar decisiones lógicas.

Sin embargo, el problema se presenta cuando los niveles de ansiedad aumentan por encima de lo adecuado, creando una sensación muy desagradable que incluso nos podría llevar a padecer cualquier tipo de descontrol. Os aconsejamos que echéis un vistazo al artículo donde os explicamos algunas de las principales técnicas de autocontrol.

El aumento de la ansiedad

Cuando nuestra ansiedad supera el límite normal, esto se presenta de formas muy diversas, que pueden ir desde una simple jaqueca a otras situaciones peores como mareos, náuseas, dolores, adormecimiento de extremidades, sensación de que vamos a perder el control e incluso nos lleva a pensar que vamos a morir en el momento en que tenemos el ataque.

Cada persona es un mundo, y por ello, los síntomas de un ataque de ansiedad variarán en cada caso y se presentarán de formas muy distintas, e incluso se irán combinando apareciendo varios de ellos.

Cómo controlar la ansiedad

Por ello es importante que prestemos atención a una serie de consejos y técnicas para controlar la ansiedad como los que os vamos a comentar a continuación.

La vida sana reduce la ansiedad

En primer lugar, es esencial que cambiemos por completo nuestra vida. Deberemos alimentarnos de forma equilibrada y evitar el consumo excesivo de sal, grasas, olvidaremos por completo la cafeína y cualquier tipo de excitante, dejaremos el tabaco (os recomendamos el artículo de técnicas para dejar de fumar), evitaremos consumir alcohol, etc. Además, la práctica de ejercicio físico también nos va a ser de mucha utilidad.

De hecho, la mayor parte de las personas consiguen solucionar el problema por completo siguiendo estas recomendaciones, y en el peor de los casos, al menos se reducirán considerablemente, evitando volver a padecer picos tan altos como habíamos experimentado hasta la fecha.

La condición emocional

Muchos de estos descontroles se deben a nuestro estado emocional, razón por la cual la crisis ha sido el detonante de una gran cantidad de nuevos casos.

Los ejercicios de relajación y nuestra capacidad para dar la justa importancia a los problemas son herramientas clave en este sentido. Es muy posible que los problemas que tengamos sean reales e incluso graves pero, ¿van a mejorar por el hecho de que nos preocupemos de forma constante?

El aspecto cognitivo

También prestaremos atención al aspecto cognitivo, y la mejor forma de reducir la ansiedad es haciendo uso de sistemas que nos permitan cambiar nuestro subconsciente. En su día hablamos del tema en el artículo de técnicas para perder el miedo que os recomendamos que leáis.

En esencia, nuestro objetivo será el de cambiar el modo en el que actúa nuestro subconsciente para protegernos de los peligros externos.

Add Comment